El futuro eléctrico de Ford

“El continuo incremento del combustible hace que la gente se vaya interesando cada vez más en los automóviles electrificados” explica Chuck Gray, Jefe de ingeniería global de vehículos híbridos y eléctricos de Ford. En base a esta problemática mundial, Ford está impulsando su estrategia de vehículos eléctricos, con una completa gama de nuevos modelos que llegarán al mercado en los próximos dos años, con cinco nuevas tecnologías clave.

Ford tiene más de 244 patentes de tecnología en electrificación, de las cuales, las cinco más significativas son:

Auto Start-Stop
Tecnología de economía de combustible, donde se apaga automáticamente el motor cuando el vehículo detiene su marcha. Muy pronto estará disponible en los autos convencionales, crossovers y los SUVs de EE.UU. Actualmente, Ford ya la ha incorporado en los híbridos Ford Fusion y Ford Escape y en algunos automóviles de Europa.

Este nuevo sistema para motores a nafta, va a mejorar la economía de combustible para la mayoría de los conductores en al menos un 4 %. El ahorro puede llegar al 10% para algunos conductores dependiendo del tamaño del vehículo y de su uso. Además, esta tecnología también reduce las emisiones a cero mientras el vehículo está estacionado o detenido en un semáforo con el motor apagado.

Interfase Hombre-Maquina (IHM)
IHM es interacción entre conductor y auto. Es un componente importante entre los elementos de los automóviles eléctricos, ya que ayuda a los conductores a informarse, aprender y conducir de manera responsable. El tablero del nuevo Focus eléctrico utilizará imágenes de mariposas azules para representar el rango de carga excedente hasta el punto de destino fijado, a mayor cantidad de mariposas, mayor nivel de carga.

Al final de cada viaje, una pantalla proveerá información sobre la distancia recorrida, el combustible ahorrado por el sistema de frenos regenerativos, la energía consumida y un comparativo que mostrará el combustible ahorrado por el uso de la energía eléctrica. Además, otros elementos estarán disponibles para el conductor tales como un informe de presupuesto y rango de consumo, y Brake Coach -Entrenador de Frenado- que le brindará al conductor información acerca de su performance de frenado respecto del objetivo de maximizar la recuperación de energía en la batería.

El nuevo Focus eléctrico también contará con el sistema de navegación llamado My Ford Touch, pantalla interactiva touch screen de 8 pulgadas. Luego de ingresado el destino e incluido el próximo punto de carga, el sistema de navegación de a bordo asesorará al conductor sobre cómo alcanzar el rango de autonomía deseado o si el plan de viaje debe ser ajustado, además de proporcionarle al conductor una opción de Eco-Recorrido, basada en las características de eficiencia de la conducción de vehículos eléctricos.

Motor Eléctrico
Los nuevos C-Max Energi y C-Max Híbrido, cuyo lanzamiento está previsto para 2012, fueron desarrollados sobre una arquitectura de división de potencia, la cual Ford utiliza en sus actuales híbridos, incluso en el Fusion Híbrido. En esta división de potencia híbrida, tanto el motor eléctrico como el de combustión pueden trabajar en paralelo o por separado para maximizar su eficiencia. Este último, también puede operar independientemente de la velocidad del vehículo, cargando las baterías o suministrando potencia a las ruedas de acuerdo a la necesidad. El motor eléctrico por sí solo puede erogar suficiente potencia para trasladarse a baja velocidad o en condiciones de bajo nivel de carga, y trabajar con el de combustión en conjunto a altas velocidades.

Batería
Los futuros vehículos híbridos y eléctricos de Ford van a utilizar baterías de iones de litio (Li-Ion) que están diseñadas para maximizar el uso de componentes comunes -de alta calidad-, tales como el hardware del control de a bordo. Las baterías Li-Ion ofrecen una serie de ventajas sobre las de níquel-metal-hidruro (NiMH) que actualmente se utilizan en los vehículos híbridos. Las nuevas baterías Li-Ion son -en general- un 25% a 30% más pequeñas, y un 50% más livianas, lo que las hace más fácil de ubicar en el vehículo. Además, pueden ser utilizadas para que brinden mayor potencia de impulso al momento de acelerar o para que aumenten su energía con el consecuente incremento en la extensión del recorrido.

El Focus eléctrico, el C-Max Energi y el C-Max Híbrido estarán equipados con sistemas de baterías de iones de litio, que están siendo desarrollados por los ingenieros de Ford, ya que la administración térmica de los sistemas de baterías de Li-Ion es fundamental para el éxito de los vehículos 100% eléctricos. El sistema también ofrece cabina de pre-acondicionamiento del clima que se utiliza mientras se está cargando para maximizar el rango de carga eléctrica disponible.

“La ingeniería de nuestros sistemas de baterías y de motores eléctricos son vitales en nuestra estrategia de electrificación” afirmó Gray. “Nuestra meta es continuar desarrollando energías eficientes mientras, simultáneamente, reducimos costos proveyendo valor al consumidor”.

Sistema regenerativo de frenos
El freno regenerativo es una función que captura la energía que normalmente es perdida a través de la fricción en el frenado y la almacena. Más del 90% de la energía es recuperada por este sistema, lo que significa que menos del 10% de energía es consumida en la acción de frenado.

La electrificación es un elemento importante en la estrategia general de sustentabilidad de los productos de Ford, la cual incluye el lanzamiento de cinco vehículos electrificados en EE.UU. durante 2012, y 2013 para Europa.

En 2010 la marca del óvalo presentó el furgón comercial Transit Connect Electric, y estará lanzando el totalmente renovado Focus Eléctrico en el transcurso de este año.
En 2012, estos modelos estarán acompañados en el mercado norteamericano por el nuevo C-Max Híbrido, una segunda generación de híbridos con baterías de Li-Ion, y por el C-Max Energy, un híbrido “plug-in”.

 

 

steroid-pharm.com

какой кэшбэк лучше

magazinpoliva.kiev.ua