La producción cerró el año con 764.495 unidades

Según el último informe brindado por ADEFA, la producción automotriz argentina en diciembre alcanzó las 61.023 unidades, +16,4% con respecto al mismo mes del año pasado, cuando se produjeron 52.412 vehículos y se exportaron 39.705 unidades. Asimismo, se comercializaron a la red 88.323 unidades, registrando el mejor mes de este 2012 y de la historia de la industria… sin embargo, esto no le alcanzó y el acumulado anual se ubicó por debajo de los número registrados en 2011.

De acuerdo a los datos difundidos por la Asociación de Fábricas de Automotores el acumulado enero-diciembre, las terminales automotrices produjeron 764.495 vehículos, un 7,8% menos respecto de las 828.771 unidades de 2011; en tanto se exportaron 413.472 vehículos, un 18,4% por debajo del volumen de 2011; mientras que las ventas a concesionarios se ubicaron en 830.058 unidades, un 6% menos respecto de su comparación interanual pero con un avance de 7,1% en lo que respecta a unidades de producción nacional.

En referencia a estos resultados, Cristiano Rattazzi, Presidente de la Asociación de Fábricas de Automotores (ADEFA) explicó que 2012 fue un año de adaptaciones a al contexto internacional y local pero a pesar de ello “concluyó mejor de lo esperado a principios de año”.

“En diciembre los principales parámetros se ubicaron por arriba de los registrados en el mismo mes del año pasado destacándose, incluso, la venta a concesionarios que tuvo el mejor desempeño en la historia de la industria.

Con respecto a los acumulados, el mercado registró la mayor retracción en el rubro exportaciones producto principalmente de la caída de la demanda que se registró por parte de Brasil en el primer semestre del año y que reaccionó a partir de la segunda mitad, sumado a la baja demanda de otros mercados externos afectados por la crisis internacional”, puntualizó Rattazzi.

Tomando como parámetro el comportamiento de 2012, la reanudación del comercio con México y en vistas a consensuar un nuevo Acuerdo Automotor Común con Brasil para el período 2013-2018, las expectativas de las terminales asociadas para 2013 se ubican en alcanzar una producción de 830.000 unidades, exportaciones en torno a las 500.000 unidades y ventas cercanas a los 850.0000 vehículos, pero afrontando nuevos desafíos para retomar la senda de crecimiento.

“El desafío para 2013 es lograr un mayor nivel de actividad industrial; continuar ampliando, a partir del desarrollo y radicación de nuevos proveedores, el porcentaje de integración de partes y piezas; y optimizar procesos industriales y logísticos para mejorar la competitividad del sector”, explicó Rattazzi.

Acompañando el desarrollo de proveedores locales, otro de los desafíos por delante es la relación comercial con Brasil y la apertura de nuevos mercados.

En ese sentido, remarcó la importancia de “continuar trabajando, como hasta ahora, entre el sector público y privado con Brasil a efectos de establecer las condiciones del nuevo Acuerdo Comercial del sector que debe entrar en vigencia a partir de junio 2013 y en la negociación para la apertura de nuevos mercados regionales, particularmente de Colombia, Venezuela y Ecuador”.

Con todo ello, el presidente de ADEFA reafirmó el compromiso de la industria automotriz con el país, que se refleja en el hecho que el sector participa en más de un 36% en las exportaciones manufactureras y concentra el 11,5% del empleo formal industrial. Compromiso que se ve plasmado además en inversiones como las anunciadas en 2012 que se ubicaron en el orden de los $3.500 millones destinadas al lanzamiento de nuevos modelos, ampliación de la capacidad instalada de las plantas, desarrollo de proveedores y capacitación y formación permanente de su personal.

eurobud.com.ua/gidrobarer-armirovannyj/

ковер настенный

www.webterra.com.ua/lechenie-ot-virusov/