logo

MEGA AUTOS

08/11/2011

Próximo escalón para las terminales: un millón de vehículos

Con un año 2011 en torno a las 850.000 unidades fabricadas, el desafío para 2012 es alcanzar un volumen de producción cercano a un millón, para luego seguir creciendo a un promedio de 10% en los siguientes 8 años.

Próximo escalón para las terminales: un millón de vehículos

Las terminales automotrices son, lógicamente, el eslabón principal dentro de la cadena de de valor automotriz-autopartista. Tal como se remarca en el texto del Plan Industrial 2020, a partir de 2003 estas iniciaron un ciclo positivo a partir de “cambios en las condiciones macroeconómicas” y una serie de estímulos sectoriales diseñados desde el gobierno.

Eso posibilitó una fuerte ampliación de la escala de producción, con un aumento en la productividad del trabajo, y se transformaron en “actores centrales” del crecimiento industrial de Argentina. Sin embargo, actualmente la industria automotriz se encuentra en un proceso de transición: debe pasar a un modelo de mayores volúmenes que implicarán mayor integración.

En ese sentido, los tres grandes ejes sobre los que gira la estrategia del “Plan 20 20” son: el Mercado interno, la Inserción internacional y la Agregación de Valor.

Para los fabricantes de vehículos, el primer eje debe apuntar al desarrollo y producción local de mayor número de modelos globales. En el segundo eje se encuentra la “diversificación de mercados a fin de que Argentina logre ser un proveedor global”, mientras que “el desarrollo de nuevas tecnologías (híbridos, electrónica y nuevos materiales) se engloban en el tercer eje.

Es decir, según describe el Plan, el sector debe apuntar a “incrementar su competitividad, atender el creciente mercado local y regional, mejorar su inserción internacional, y adaptarse al nuevo escenario internacional, caracterizado por los cambios del patrón productivo global y la adopción de nuevas tecnologías”. Para ello -continúa- “es necesario profundizar la transición de un modelo productivo de bajos volúmenes y baja integración hacía uno de altos volúmenes y alta integración”.

Según consideran los especialistas, esto forma parte de la “sustentabilidad de la industria” y se basa en conseguir inversiones de las terminales en productos globales o regionales que al mismo tiempo permiten “recuperar capacidades de decisión a nivel local y desarrollo de productos y procesos”.

“Las terminales deben obtener de sus casas matrices las asignaciones de modelos de escala global o regional y aumentar el tamaño de su planta”, dice el informe. “A su vez, en la medida en que se tengan series cortas de producción, puede haber especialización y complementación pero no va a producirse un cambio estructural, ni una mejora de la competitividad sustentable”, consideran.

De allí que para alcanzar los objetivos planteados será importante “contar con una variedad más amplia que la actual”, incorporando más modelos de baja gama y alta escala, que permitiría atender en mayor grado al mercado doméstico y a su vez, ganar volumen de exportación. En cuanto al segmento de vehículos pesados, “es necesario aumentar la oferta de producidos en el país, desarrollando la complementación regional”, concluye.



COMENTARIOS